El “oso» de María Ana Medina │

in Opinión

Expediente Político…

Por: Alfredo Calva│

tyu

La candidata del PAN a la presidencia municipal de Playas de Rosarito, María Ana Medina Pérez, hizo el “oso» y evidenció su falta de preparación en tema de seguridad, durante su participación en el programa de televisión En Corto, que conduce Fernando del Monte por Televisa Tijuana, al asegurar que la guardia nacional aún no ha sido aprobada.

Como referencia hemos de señalar, que el programa en mención, contó con la participación de los también aspirantes a la silla que actualmente ocupa  Mirna Rincón Vargas, Dalia Salazar Rubalcaba, de MC; Kevin Peraza, candidato por la vía independiente y Silvestre Fragoso por el PBC.  

Ante la pifia de Medina Pérez, el candidato independiente aprovechó la oportunidad y en su intervención resaltó el desconocimiento y preparación de la aspirante en el tema del combate a la inseguridad. Señalamiento que obviamente molestó a Medina Pérez, y quien, en su afán de corregir un yerro, le dio certinidad a lo expresado por Kevin Peraza, al ratificar que, la guardia nacional aún se encuentra en proceso de aprobación.

Éste desacierto de la candidata panista, mostró que su equipo de asesores no ha realizado con eficiencia su labor, y se hace notorio éste hecho, por la simple razón de que el grupo de asesores se encuentra conformado por tres ex alcaldes y un legislador local, y bajo éste contexto se puede establecer que, o los instructores no tienen capacidad pedagógica, o Medina Pérez no asimila la instrucción.

Son válidas las apuestas.

Aracely Brown, en decremento

Quien debe de preocuparse es el candidato de Morena a la gubernatura del estado, Jaime Bonilla Valdéz, por el efecto negativo que puede causarle la aspirante por su partido a la presidencia municipal de Rosarito, Aracely Brown Figaredo, quién, en lugar de sumar adeptos en sus recorridos de proselitismo electoral, va en decremento al famoso proyecto de nación que tanto pregonan los morenistas.

La carencia de proyectos y programas gubernamentales a realizar en caso de llegar a ganar la alcaldía y su obstinada idea de creer que el presidente Andrés Manuel López Obrador resolverá los serios problemas que vive día con día el municipio rosaritense,  por parte de Brown Figaredo, hace que los ciudadanos a los que se acerca a solicitar le otorguen su voto éste próximo dos de junio, la oigan sin escuchar sus discursivas posturas.

Lo anterior, va en decremento en la suma de votos que debe de aportar a la candidatura a la gubernatura de Bonilla Valdéz, y en consecuencia, en detrimento del proyecto gubernamental del aspirante a suceder a Francisco Vega.

Y mientras tanto

La alcaldesa de Rosarito, Mirna Rincón Vargas, anda en la compra de los votos de los regidores de oposición, para mañana en sesión extraordinaria de cabildo lograr imponer como director de la policía municipal a quien le es sustancialmente provechoso.      

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.