MAQUILLAN FRAUDE MILLONARIO EN LA CESPT.

4 mins read

“Todo estaba maquillado, el maquillaje de los indicadores era sorprendente.”

Rigoberto Laborín.

La Fiscalía General de Justicia del Estado lo acaba de declarar: empleados de la paraestatal Comisión Estatal de Servicios Públicos de Tijuana, hacían negocio operando en complicidad con usuarios de tipo empresarial, para pagar menos agua de la consumida, mientras ellos recibían una “comisión” mensual a cambio de dicho servicio, segùn reveló hoy Rigoberto Laborín Valdez, Director general de la paraestatal.

El funcionario explicó hoy ante el Grupo 21, que la CESPT tiene dos fuentes de problema en cuya solución trabaja, el primero es el de la cartera vencida, cuya revisión minuciosa permitirá depurar la lista de deudores e identificar las causas de la misma, porque se ha descubierto que hubo quienes, por ejemplo, nunca dieron de baja una cuenta, incluso cambiaron de domicilio y la cuenta siguió activa, generando un adeudo que sería incobrable.

Resultado de imagen para Rigoberto Laborín Valdez

Actualmente el robo de agua equivale a 20 millones de pesos mensuales y un monto de 700 metros cúbicos diarios, y en el escenario del saqueo a la CESPT figura la existencia de piperos que toman el agua de algunos de los tanques por las noches, un panorama que calificó como “normal”.

Resultado de imagen para Rigoberto Laborín Valdez

Laborín aseguró estar sorprendido por la cantidad de irregularidades encontradas en la operación de la paraestatal en rubros diversos, así como el maquillaje de las estadísticas para ocultarlas, y precisó que toda esa información será entregada a la Secretaria de Honestidad y la Función Pública para que se proceda en consecuencia. 

El otro es el robo de agua mediante conexiones clandestinas o reportes de consumo menores a los reales, dijo el funcionario, quien señaló la existencia de industriales cuya mentalidad es no pagar agua o pagar lo menos posible y se apoyan, por ejemplo, en el uso de medidores que ya no son útiles ni tan precisos.

“Hay instalaciones hechas por empleados que se prestaron, los mismos lecturistas son, son los del negocio”, señaló Laborín.

Actualmente el robo de agua equivale a 20 millones de pesos mensuales y un monto de 700 metros cúbicos diarios, y en el escenario del saqueo a la CESPT figura la existencia de piperos que toman el agua de algunos de los tanques por las noches, un panorama que calificó como “normal”.

Toda esta investigación está a cargo de una empresa que hace una especie de trabajo policiaco-técnico para identificar los casos, y como estrategia, la CESPT ha decidido sustituir los medidores actuales e instalar equipos electrónicos, que son más precisos, y que han permitido detectar consumos enormes cuyo pago era evadido.

La Fiscalía General del Estado ha sido informada ya del caso, y en breve estarán listos los dictámenes técnicos que servirán de sustento para la investigación correspondiente.

“Todo estaba maquillado, el maquillaje de los indicadores era sorprendente”, añadió Rigoberto Laborín.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Previa

Ayuntamiento destinará cerca de 30 millones de pesos en obras de infraestructura en la Delegación La Mesa│

Siguiente historia

Mueren dos bebés por maltrato infantil │

Latest from Principales

A %d blogueros les gusta esto: